6 trucos para cocinar o calentar en una habitación de hotel

Alfonso SBActividades gratuitas, Consejos Comments

Salir a cenar es sin duda una de las ventajas de ir de vacaciones.

El hecho de que te vas a quedar en un hotel, no significa que no se puedas comerte algo precocinado para dos.

La solución más fácil, por supuesto, es reservar una habitación de hotel que tiene una cocina completa o limitada.

No son tan difíciles de encontrar, y en muchos casos, son sólo un poco más caras que una habitación estándar.

¿No hubo suerte?

Prueba estos seis trucos para poder cocinar/calentar en el hotel:

Pide prestado a los hoteles

Un montón de los hoteles tienen programas de préstamos para artículos que puede ser que desees, incluyendo utensilios de cocina.

Algunos programas hoteleros te permiten pedir prestado licuadoras, teteras, y (si la habitación no tiene uno ya) cafeteras, entre otros artículos.

Llama al hotel antes de salir para ver lo que está disponible.

Pide una nevera

Aunque las habitaciones no vienen de serie con una, los hoteles pueden proporcionar a menudo una si la pides al reservar.

“Muchos de los hoteles te darán una gratis“, dice April Masini.

“Podrás tener la comida que quieras a tu alcance y te ahorrarás mucho dinero en cargos de servicio de habitaciones y mini-bar “, añade.

Claves para ahorrar y tener tus vacaciones de ensueño a precio reducido

Amplía tu repertorio de cocina

¿Ningún equipo de cocina? No hay problema.

Si te sientes aventurero, hay un sorprendente número de tutoriales en línea para las comidas que se pueden preparar usando sólo la cafetera del hotel.

Las opciones incluyen huevos duros, verduras al vapor, fondue de chocolate y pollo escalfado.

Usa el quemador de café para hacer queso o quesadillas a la parrilla. Incluso hay algunas técnicas para la preparación de bacon utilizando el papel de aluminio.

Empaqueta sabiamente

Considera la posibilidad de traer unos artilugios pequeños y otros artículos.

“Mi equipaje de mano siempre incluye una pequeña batidora y una paquete con proteínas bebibles sabor chocolate”, dice Marnie Swedberg.

“Esta práctica me permite hacer una vida saludable llenando frappes en la habitación en 60 segundos o menos. Fácil y delicioso “, dice ella.

Pide a domicilio

Cada vez más hoteles están introduciendo los servicios de entrega de comestibles para los huéspedes.

Si te apetece comer en la habitación sin tener que pagar por los servicios de habitación, sólo tienes que asegurarte de que tu hotel lo permite y llamar al sitio de comida a domicilio que más te guste. Si no conoces ninguno en el lugar de destino, seguro que el personal del hotel puede recomendarte el que más se ajuste a tus necesidades.

Ve a comprar

Si quieres evitar los gastos que implica pedir comida a domicilio, tu solución se acerca a la visitia al supermercado más cercano.

Incluso si no has podido conseguir una nevera en tu habitación de hotel, en el supermercado suelen tener frutas frescas, sándwiches y demás alimentos fáciles de comer sin cocinar.

3 artículos recomendados: